dimarts, 27 de juliol de 2010

Edinburgh, especialmente soleado.

Ni la senora de la casa se lo cree. Hace dos dias que no llueve. Y el castillo luce asi.


Son curiosas muchas cosas de las que me surge reflexion. Lo siento pero no descanso ni durmiendo. Que diferentes que son los britanicos de nosotros: sin contar que conducen por la izquierda, leen la temperatura en grados F, miden las alturas en pies, las distancias en millas, llenan los recipientes en pintas o en gallones y hablan en ese lenguaje que hemos hecho universal y que gracias a el estoy disfrutando estas "vacaciones".

Pero a pesar de todo esto, durante las clases que compartimos con ciudadanos del mundo (japoneses y arabes en mi caso) me doy cuenta de lo parecidos que somos. Nunca habia estudiado ingles con gente que no fuera de mi pais con lo cual no habia vivido la dificultad conceptual de determinadas cosas que tienen algunas personas de otras culturas. Ayer el tema de conversacion estaba centrado en la "ethical in business" y se discutia si era etico que grandes empresas explotaran a ninos en el tercer mundo. Los alumnos de Arabia Saudi no entendian que queria decir explotacion de ninos, ni comercio justo, ni el dedicar esfuerzos al cuidado del medio ambiente, ... pero es que realmente no lo entendian todo y ser el caballero susodicho un empleado de una empresa importante en su pais que lo ha enviado a estudiar ingles a Escocia... Sus argumentos expuestos sin ningun rubor eran que si en una familia se necesitaba dinero los ninos tenian que ir a trabajar para colaborar en casa. Y que en su pais las mujeres se casan a los 14 anos con lo que a esa edad ya no se es nino. Cuando oyes esto tienes que respirar hondo y contar hasta 10, y entender que no vale la pena discutir una cosa que no estan preparados para entender porque partimos de una base tan diferente que es imposible acercar determinadas cosas.

Y entonces te das cuenta de que nosotros y los britanicos no somos tan diferentes a pesar de todo.

Con la familia hemos tratado diversos temas que nos preocupan como los hijos y su adolescencia (gran tema para mi!!!), el trabajo, los avances tecnologicos, las nuevas generaciones en el mundo laboral, el cuidado de los padres, etc. y eran sorprendentemente curiosas las coincidencias que se daban en la familia que me acoge y en la mia. He descubierto que Lynn es mi alma gemela escocesa!!!

Me confiesa tantas cosas cuando desayunamos que me hace perder el autobus que debo coger a las 8:14h y llego siempre con la lengua fuera.

Si, si, ya se, mal de muchos consuelo de tontos, pero consuelo al fin y al cabo.

2 comentaris:

  1. Parece que ademas de tu equipaje, te has llevado una buena reserva de sol. Disfrutalo y continua enviandonos tus post tan bien recibidos.

    Besos

    ResponElimina
  2. Supongo que igual el sol nace de tu interior. El castillo es precioso, y hay tantos que me da envidia. En cuanto a la diferencia de culturas es obvia. Yo , a pesar de las muchas imperfecciones de la cultura llamada occidental, me siento afortunado de formar parte de ella. ¿Quién es Lynn? ¿La dueña de la casa?

    Sigue disfrutando y contándonos experiencias.

    Saludos

    ResponElimina